La mañana de este 19 de noviembre, el Presidente Sebastián Piñera removió a Mario Rozas de su cargo de General de Carabineros. Esto, un día después de que un operativo de la jornada de ayer terminará con dos jóvenes del Sename baleados por funcionarios de la institución. 

Te podría interesar: Karla Rubilar: “El Sename, tal como lo conocemos, dejará de existir”

Durante esta mañana, Mario Rozas se reunió con el Presidente en La Moneda para discutir lo ocurrido en la jornada anterior en un hogar del Sename en Talcahuano. Tras la reunión, el mandatario confirmó que Rozas le solicitó la renuncia y que este la aceptó. Sin embargo, respaldó el carácter del ya ex General de Carabineros. Además, confirmó que Ricardo Yáñez, quien se desempeñaba como jefe de Orden y Seguridad de la institución, será el remplazo de Rozas.

¿Qué ocurrió?

El 18 de noviembre, dos adolescentes de la residencia Carlos Macera, dependiente de Sename, en Talcahuano, resultaron heridos por impactos de oficiales de carabineros. El personal uniformado habría entrado a la residencia donde se generó el conflicto que terminó con jóvenes de 14 y 17 años baleados.

Desde el Servicio Nacional de Menores (Sename), señalaron que realizarán una investigación al respecto. Mientras que el Hospital Las Higueras de Talcahuano, confirmó las heridas de los adolescentes. Uno de estos recibió el impacto en su muslo, y tendrá que recibir un procedimiento quirúrgico. El segundo, recibió la bala en una de sus piernas, pero con efectos de menor gravedad.

Desde el Gobierno, lamentaron el hecho y señalaron que «el Presidente Piñera está concentrado en que se esclarezca la verdad en forma total y oportuna.” Tras esto, el mandatario canceló su participación a la ceremonia de ascenso de generales que se llevó a cabo el miércoles.

La defensora de la Niñez, Patricia Muñoz, repudió el hecho y emplazó directamente a la institución y a su ex líder, Mario Rozas. «La verdad es que esta situación es una manifestación más del horror que representa la violencia estatal ejercida por quienes, teniendo el deber de proteger a los niños, niñas y adolescentes, en definitiva, los atacan de manera injustificada e indebida.”, señaló.