Este viernes de había reprogramado la reanudación del Campeonato Nacional de fútbol, después de haber sido postergado de su fecha original producto de la situación actual que vive el país.

En enfrentamiento entre Unión La Calera y Deportes Iquique era el protagonista este retorno del fútbol, un encuentro que se realizó en el Estadio Bicentenario de La Florida.

Sin embargo el partido se desarrolló con normalidad hasta el minuto 65, momento en el que se tuvo que suspender abruptamente por disturbios realizados fuera del recinto por la barra de Colo Colo. Hinchas forzaron el ingreso al coliseo y Carabineros intervino para controlar la situación. En la calle, la fuerza policial incluso debió recurrir a gases lacrimógenos para poder contener la situación.

Debido a la magnitud de lo ocurrido y tras una reunión entre capitanes, el árbitro y dirigentes de la ANFP, se decidió terminar de forma definitiva el partido, para así resguardar la seguridad de los participantes en en el evento.

Integrantes del equipo Unión la Calera en el partido contra Deportes Iquique

 

Te puede interesar: Suspenden espectáculo de Año Nuevo en Torre Entel

El presidente de la Federación, Sebastián Moreno, sostuvo en un improvisado punto de prensa que «después de analizada la situación con los diversos estamentos, lamentablemente entra un grupo de personas al estadio y la máxima condición era la seguridad para los jugadores y los integrantes del espectáculo deportivo. Lamentablemente, vamos a tener que suspender este partido, lo más importante es resguardar la seguridad de los jugadores«.

«En ese orden de ideas, cuando entran personas al estadio no hay condiciones, y cómo sigue esto hay que analizarlo ahora. El partido está suspendido y hay que analizar», explicó el dirigente, dejando en incógnita el desarrollo del resto de los partidos de la fecha.

Te puede interesar: Gobierno adelantará egreso de escuelas de Carabineros y PDI para mayor presencia en las calles

Moreno enfatizó en que se debe estudiar la situación de cada encuentro, y que «no estamos dispuestos a sacrificar a nadie, en este momento hay que tener la cabeza fría y velar por la seguridad de las personas que forman este espectáculo».

Según consignó Deportes de Radio Cooperativa, la suspensión del encuentro ente «cementeros y «dragones celestes» fue definitiva, por lo que el 0-0 en los 65 minutos disputados quedó considerado como resultado final.

A la espera del comunicado oficial de la ANFP, el ente rector del fútbol chileno citó a una reunión de emergencia en Avenida Quilín. Hasta ahí llegará la mesa directiva, y los representantes de la mayoría de los clubes de Santiago para comenzar una nueva mesa de trabajo.