El presidente de Estados Unidos, Donald Trump anunció la imposición de un arancel mensual general al comercio con México. Esto por la crisis migratoria que existe actualmente entre los dos países. 

La medida entrará en vigencia el próximo 10 de junio y la tarifa subirá en un 5% a todos los productos que se importen desde México y amenazó con que el problema se podría agudizar si este no se soluciona.

Imposición

El mandatario ocupó la red social Twitter para dar cuenta de esta nueva medida. “El 10 de junio, Estados Unidos impondrá un arancel del 5% en todos los bienes que entran a nuestro país desde México, hasta el momento en que los inmigrantes ilegales que vienen a través de México hasta nuestro país, se DETENGA. La tarifa será incrementada gradualmente hasta que el problema de la Inmigración Ilegal se remedie…”, escribió el presidente.

También te puede interesar: Relator de la ONU asegura que Julian Assange presenta síntomas de «tortura psicológica»

Reacciones en México

Tras enterarse de dicho comunicado, el canciller del país afectado, Marcelo Ebrard lamentó la decisión tomada por Trump y lo calificó como «trato injusto». Además, lamentó las palabras del mandatario estadounidense dado que «México es el principal socio comercial de Estados Unidos y lo que reciben son bienes y servicios esenciales y productividad».

Hace una semana, Ebrard se reunió en la Casa Blanca con Jared Kushner, asesor y yerno del Presidente Donald Trump, y con otros funcionarios de la administración estadounidense y en la ocasión,  se les presentó el programa de desarrollo para Centroamérica. Varios analistas consideraron que ese era un buen avance y alejaba la amenaza del Mandatario estadounidense de abrir una guerra comercial.

De todas formas, este viernes, el mandatario del México, Andrés Manuel López Obrador, quien el jueves le envió una carta al Presidente Trump en la que pidió diálogo y no confrontación, se mostró confiado en que Estados Unidos rectificará sus medidas arancelarias anunciadas.