La esperadísima cuarta entrega de Toy Story maravilló a muchos fans y espectadores de todas las edades. Además, Keanu Reeves, quien es muy querido, dobló uno de los personajes más simpáticos y llamativos de la franquicia.

Se trata de Duke Caboom, quien en la narrativa de la película es conocido como el “mejor acróbata de Canadá”  y logró ganarse el corazón de millones de espectadores. No obstante, le rajo más de un dolor de cabeza a Disney.

Según confirmó TMZ, Disney fue demandado por una empresa llamada K&K Promotions, la cual señaló una violación a la Ley de Marcas Registradas. La compañía alegó que el personaje de Toy Story 4, Duke Caboom, estuvo inspirado en Evel Knievel, un popular motociclista de acrobacias de la década de los 60 y 70.

Cabe mencionar que K&K Promotions es la dueña de los derechos de autor y las marcas del ya fallecido actor de riesgo. Además, el medio señala que desde la compañía acusan que la película refleja el estilo de Evel. Pero, ¿dónde? Desde su influencia e inclusive un guiño a su famoso juguete de acción de los setentas.

Debido a lo anterior, se le solicitó a la empresa de Mickey Mouse que pague una multa por daños derivados de la similitud del personaje con el acróbata.

“El propio Duke es conocido como el más grande doble de acción canadiense e inclusive viene con un energizante para dar cuerda y soltar su motocicleta, tal como el antiguo juguete de Evel”, agregan en TMZ.

¿Se parece con el personaje de Toy Story 4?