El reconocido actor Robert Forster, murió a sus 78 años el pasado viernes, el mismo día que se estrenó “El Camino”, la película de “Breaking Bad” donde Forester habría hecho su última participación cinematográfica.

La noticia fue confirmada por su publicista Kathie Berlin, quien dijo que el actor falleció a causa de un cáncer cerebral. Al momento de su partida, Forester estaba en su casa en Los Ángeles, rodeado de su familia, incluidos sus cuatro hijos y su pareja Denise Grayson. Muchas personas se manifestaron al respecto en redes sociales

Uno de ellos fue Bryan Cranston; el  afamado acotr llamó a Forster un «hombre encantador y un actor consumado» en un tweet. Los dos se conocieron en la película de 1980 «Alligator» y luego volvieron a trabajar juntos en el programa de televisión «Breaking Bad» y en «El Camino».

«Nunca olvidé lo amable y generoso que fue con un niño que acaba de comenzar en Hollywood», escribió Cranston.

EL actor Samuel L Jackson, con quien Forester habría trabajado en Jackie Brown (1997), también le dedicó unas palabras al actor:

“RIP Robert Forster!! Un verdadero actor de clase”

Trayectoria del actor

Originario de Rochester, Nueva York, Forster tropezó literalmente con la actuación cuando estaba en la universidad, estudiando para ser abogado. Según cuenta el medio Time, siguió a una compañera estudiante con la que intentaba hablar hasta un auditorio, en donde se realizaban audiciones de «Bye Bye Birdie», para la cual habría sido elegido. Esa compañera compañera de estudios se convertiría en su esposa, June Provenzano, con quien tenía tres hijas.

Tras graduarse, debutó en 1964 en Broadway y se le ofreció la oportunidad de una prueba de cámara para 20th Century Fox, prueba que vio el mítico jefe del estudio, Darryl F. Zanuck, y que lo terminó contratando para la película  Reflejos en un ojo dorado (1967). Así despegó su carrera como actor.

Te puede interesar:La batalla de Eddie Van Halen contra el cáncer de garganta sale a la luz

Durante toda su trayectoria, Forester sumó más de 180 apariciones en cine y televisión. Entre los años  70 y 80 participó dos series televisivas, Banyon y Nakia, pero ambas fueron canceladas después de la primera temporada. En 1979 fue fichado por Disney para trabajar en su ópera sci-fi The Black Hole. Sin embargo, ésta fue un desastre en la taquilla.

Durante la década de los 90, Forester afirmó participar sólo en películas de bajo presupuesto.

Pero las cosas mejoraron en 1997 cuando el director Quentin Tarantino le ofreció ser parte de Jackie Brown, película que lo llevó a ser nominado como Mejor Actor en los premios Óscar.

El éxito de ese papel lo llevó a trabajar en numerosos éxitos de los 2000, como Mulholland Drive y Me, Myself & Irene. Más recientemente, lo vimos en la tercera temporada de Twin Peaks y en Breaking Bad. Por su participación en esta última serie, ganó el Saturn Awards por Mejor actor invitado en televisión.

Te puede interesar:Científicos japoneses crean sangre artificial que podría adaptarse a cualquier grupo sanguíneo