Tan solo ayer te contábamos quién era Sammis Reyes y por qué hizo historia en nuestro país. Él es el primer chileno en jugar de manera profesional fútbol americano en Estados Unidos, por lo que es toda una sensación dentro de los deportes. Tan solo tiene 26 años, pero mide 1,96 metros y pesa casi 120 kilos, juega en el Washington Football Team y tiene un título de administración de empresas. 

Hace poco Sammis fue fichado para ser rostro de Pepsi, junto con Ben Brereton, para participar en campañas publicitarias. Esto ha servido para que su trabajo sea aún más difundido internacionalmente, pero además ha puesto al jugador dentro de nuestros radares. Gracias a esto sabemos que ahora tiene un nuevo apodo, el que usan sus compañeros del Washington Football Team. ¿Te imaginas cuál puede ser?

La nueva vida de Sammis

Sammis Reyes jugó desde pequeño al básquetball y logró abrirse una carrera nacional dentro de las canchas. De hecho, fue parte de la Selección de Básquetbol de Chile y em 2010, cuando viajó a Estados Unidos, le ofrecieron trasladarse para quedarse a jugar allí. A los 14 años se fue solo a Miami, sin su familia, para empezar a entrenar con mayor dedicación y pasó por varios colegios probando suerte. Además, allí también estudió en la universidad y luego consiguió un posgrado en la misma área, pero eventualmente decidió volver a Chile.

Luego de que Chile no clasificara al Mundial de Básquetball en 2019, Sammis cambió de rumbo y empezó a trabajar como entrenador. Pero luego llegó la pandemia y buscó otro camino, hasta que decidió atrverse con el fútbol americano. Su éxito fue inmediato y tan solo el 2021 fue reclutado por la NFL estadounidense para unirse formalmente a un equipo en EEUU.

Compartir con los amigos

Como buen latinoamericano, Sammis compartió con sus compañeros de Washington Football Team sus costumbres y tradiciones. Una de ellas fueron las empanadas, que les enseñó a preparar. Pero ahora supimos que ellos también le tienen un singular apodo: «El otro día hablé de las empanadas chilenas y ahora todos hablan de las empanadas en el club. En diciembre les tengo que cocinar 200 empanadas a mis compañeros».

A través de Instagram La arenga del abuelo contó: «A mis compañeros de Washington les encantó el comercial de Pepsi. Ahora me dicen el señor tocomple».