Un mes luego de que Flaming Lips fuera obligado a posponer su gira de «Conciertos en Burbujas Espaciales», la banda tocó un par de shows en su ciudad de origen, Oklahoma.

Este fin de semana, la banda de Wayne Coyne se subió al escenario y al igual que la audiencia, se auto-impuso una cuarentena encerrándose al interior de burbujas individuales.

Coyne compartió videos del evento en su Instagram, con la banda tocando para la «emburbujada» audiencia. En un punto durante el show, Coyne rompió su burbuja para mostrar un globo gigante, con un mensaje que decía «que se pudra el COVID-19».

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Wayne Coyne (@waynecoyne5)

Conciertos en la «nueva normalidad»

Los «Conciertos de Burbujas Espaciales» estaban planificados para realizarse en Diciembre, pero el creciente número de casos de coronavirus en Oklahoma obligó a Flaming Lips a posponer sus fechas para el 22 y 23 de enero.

La banda también realizó una prueba para evaluar la efectividad de la prevención de sus shows. Coyne aseguró que asistir a uno de sus conciertos es «más seguro que ir al supermercado», según reportó la Rolling Stone

«Ordenamos a todos, y los llevamos con el distanciamiento apropiado a sus respectivas burbujas», aseguró Coyne para la popular revista.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Wayne Coyne (@waynecoyne5)

«En Octubre, todo se llevó a cabo en sólo 20 minutos. Desde que entrar al recinto, hasta que se les inflaran sus propias burbujas. Una vez que estas adentro de tu espacio, puedes hacer lo que quieras. Esa es la gracia. La Música la ponemos nosotros», agregó Coyne.

Coyne además afirmó que «no quería que nadie pensara que se trata de una fiesta de ‘fenómenos'».

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Wayne Coyne (@waynecoyne5)

«Es un evento bastante raro y restrictivo. Pero su rareza es que podemos disfrutar un concierto mientras ponemos a nuestras familias fuera de riesgo. Y creo que eso puede funcionar. También creo que esto se transformará en parte de la ‘nueva normalidad'», comentó.

«Ir a un show o no, es tu decisión. Nosotros tenemos que demostrar que podemos organizar un concierto seguro», concluyó Coyne.