Si el trabajo fuera una película, sin pensarlo dos veces diríamos que el villano es el jefe. Sin embargo, un estudio reciente plantea que los compañeros de labores tóxicos pueden ser más estresantes y le hacen peor a tu vida.

La investigación, liderada por expertos de la Universidad de Tel Aviv, asegura que unos malos colegas pueden generar mayor malestar que un jefe poco preocupado por sus subalternos.

Te puede interesar: «Burnout»: El trastorno que produce estrés crónico en el lugar de trabajo

tendencias trabajo

El estudio rastreó a 820 profesionales entre 25 y 65 años por un periodo de 20 años. Comenzó en 1988 con un examen médico y unas preguntas relacionadas con sus colegas de trabajo. Durante todo el tiempo que duró el estudio las personas fueron monitoreadas respecto a su estado de salud y su ambiente de trabajo.

Los investigadores concluyeron que lo que más estresó a los participantes no fueron las horas de trabajo, ni siquiera un jefe con malos tratos, o «tóxico», sino que los compañeros de labores. Al parecer la poca empatía, la alta competitividad, los chismes y no contar con apoyo de pares en la oficina, aumenta el riesgo de estrés y cansancio, recoge Nueva Mujer.

De hecho, las personas de mediana edad con poco o ningún apoyo social entre pares en la oficina, tenían más probabilidades de morir. Además, el estudio concluyó que la contención social es un factor protector que ayuda a reducir la muerte prematura.

El estrés está considerado como el segundo problema de salud laboral más frecuente en Europa. Según las estadísticas de Eurostat, durante 9 años, el 25% de los trabajadores europeos se ha sentido expuesto a riesgos psicosociales que afectan su salud mental. Por lo mismo este trastorno se consideró como enfermad, dado que ya estaba incluido en el catálogo de 1990, el que toma en cuenta a mas de 55.000 mil trastornos y causas de muerte.

Te puede interesar: Extravagante “Mermaid Parade”, desfile de sirena, se toma Nueva York