Si eres un/a amante de los eventos astronómicos, tienes que saber que agosto es tu mes. Porque como todos los años, en esta fecha la Tierra se acerca a uno de los espectáculos de meteoros más bellos del año. Se trata de la lluvia de Perseidas, también conocidas como ‘lágrimas de San Lorenzo’, que muestra entre 50 y 100 avistamientos por hora.

¿El origen de las Perseidas?

La lluvia de estrellas conocida como Perseidas tiene su origen en la fragmentación de meteoros que derivan de cometas sobrantes y pedazos de asteroides. ¿Cómo? Pues cuando la Tierra pasa cerca de algunos de estos cometas que están en estado de fragmentación, varios de estos elementos logran impactar con la atmósfera terrestre, provocando avistamientos luminosos muy atractivos en los cielos.

perseidas lluvia

En el caso de las Perseidas, hay dos descubrimientos importantes que explican su origen. El primero es el descubrimiento del cometa cuyo desprendimiento da origen a esta lluvia de estrellas. Se trata del cometa 109P / Swift-Tuttle, que fue descubierto por Lewis Swift y Horace Tuttle en 1862.

El segundo, tiene que ver con la explicación del fenómeno, ya que la lluvia de Perseidas -es decir, el desprendimiento de meteoros del cometa 109P / Swift-Tuttle- se comprobó como tal por primera vez en 1865, gracias al avistamiento del científico Giovanni Schiaparelli.

Schiaparelli demostró que el meteoro 109P / Swift-Tuttle tenía pedazos sobrantes y que estos se podían ver como lluvias de meteoros desde la Tierra.

¿Cómo y cuándo ver la lluvia de estrellas?

Si bien las Perseidas son más visibles en el hemisferio norte del planeta, en Chile también se pueden ver siempre y cuando la noche esté libre de nubosidad. En la medida en que hayan muchas nubes, sobre todo porque estamos en invierno en el hemisferio sur, el evento pierde visibilidad. 

Este año, la mejor fecha para ver el fenómeno será el miércoles 11 y jueves 12 de agosto. ¿En qué horario? Pues desde el momento en que se ponga el sol, aunque las mejores horas son las de la madrugada.

No es necesario utilizar telescopios o otros artefactos astronómicos. Si las ausencia de nubes lo permite, basta con buscar un lugar oscuro y despejado para mirar al cielo y ver la lluvia de meteoros.

Dos recomendaciones entregadas por National Geographic son:

– Mira al norte, ya que es en esta dirección donde podrás ver la lluvia de meteoros. Y si bien es en la madrugada donde se pueden ver, hay que estar atentos porque pueden aparecer en cualquier momento y en cualquier región del cielo nocturno. «No es necesario centrar la atención en la constelación de Perseo. Basta con mirar al norte», explican desde la revista. 

Evita cualquier fuente de luz artificial. Un ejemplo de este es dejar de ver tu celular u otros dispositivos con luminosidad. Esto ayuda a que los ojos se adapten rápidamente a la oscuridad, provocando una mejor visión nocturna.

perseidas lluvia

¿En qué se diferencian con las Líridas?

Otra lluvia de estrellas que ocurre todos los años son las Líridas. Esta lluvia de meteoros es visible en Chile durante la segunda mitad de abril y corresponde a los desprendimientos del cometa C/1861 G1 Thatcher.

Las estrellas fugaces de las Líridas son conocidas por su velocidad y brillo, aunque no se comparan con la brillante lluvia de Perseidas en agosto.