“Un Respiro para Chile” es el nombre de la iniciativa organizada por el Ministerio de Ciencias que desde la llegada del Covid-19 a Chile ha permitido el desarrollo y validación de ventiladores mecánicos de emergencia construidos en nuestro país.

Te puede interesar: En Amsterdam: Plantarán un árbol por cada guagua que nazca

En un tiempo récord de solo dos meses, la comunidad de innovación nacional, universidades, emprendedores y las Fuerzas Armadas, avanzaron para responder al déficit de ventiladores de emergencia frente a esta pandemia. Tras el levantamiento de 35 prototipos, hoy día tenemos los primeros ventiladores prácticamente en etapa de fabricación, que han superado con éxito las distintas fases del proceso inédito de validación técnica, preclínica y clínica que generó esta plataforma”, dijo el ministro Andrés Couve.

Además, el ministro agradeció la colaboración de la SOCHIMI en la creación de un protocolo junto a la Sociedad de Anestesiología de Chile (SACH), la Sociedad Chilena de Medicina de Urgencia (SOCHIMU), al Consejo Multidisciplinario de Facilitación de Gestión Crisis Covid-19, al Comité Experto y a la Universidad de Valparaíso, la Universidad Católica y la Universidad de Chile por facilitar sus dependencias en cada una de las fases de validación.

Fotografía: Prototipo Ventilador Asmar-UdeC
Fotografía: Prototipo Ventilador Asmar-UdeC

El prototipo de la Universidad de Concepción comenzará a fabricarse en las próximas semanas

Más de 450 pruebas técnicas, testeo en animales y en pacientes humanos hospitalizados con Covid-19 en nuestro país, fueron aprobadas y validadas por el prototipo de ventilador mecánico creado por la Universidad de Concepción y Asmar.

Esperamos que en 3 semanas se puedan empezar a producir cerca de 25 unidades semanales y podamos llegar a tener 100 ventiladores”, señaló el ministro de Ciencias, quien también recalcó que la cantidad total de ventiladores que se fabriquen dependerá de lo solicitado por el Ministerio de Salud.