En Rusia, jóvenes en cuarentena han creado su propia manera para protestar contra la ley de ese país que va «contra la propaganda de relaciones sexuales no tradicionales”. Adoptada en 2013 por el Gobierno de Vladimir Putin, esta ley condena la difusión de cualquier tipo de promoción de la homosexualidad dirigida a menores de edad con multas y penas de cárcel.

En concreto, la legislación prohíbe la normalización de «relaciones sexuales no tradicionales» en menores, prohibiendo la representación de la comunidad LGBTQ+ en la cultural masiva. Esto es, tanto en los medios de comunicación, como en el espacio público y en la educación.

Te puede interesar: Fotógrafa chilena recibe importante premio por sus retratos a comunidades subterráneas

En plena cuarentena por el coronavirus, el fotógrafo Nick Gavrilov y el colectivo creativo Generación Z decidieron protestar de manera digital contra la normativa, a través de una iniciativa denominada Proyecto X que consistió en retratar el espacio íntimos de dos homosexulaes y una heretosexual, además de una joven soltera. El objetivo fue captar el espacio donde los jóvenes rusos gay pueden expresarse libremente (en sus habitaciones), alejados de la vigilancia discriminatoria.

rusia proyecto x

De acuerdo a una entrevista realizada por le medio VICE, los jóvenes rusos afirmaron que: “en Rusia, el sexo sigue siendo tabú, algo de lo que no se habla y que se considera sucio y pecaminoso. La nueva generación también está sufriendo por la falta de educación sexual”.

Es importante para nosotros incluir a diferentes parejas y ser inclusivos con las personas LGBTQ+. La cercanía y la intimidad son algo que nos concierne a todos”, agregaron.

Una noticia que se inserta en esta contexto, es lo que ocurrió a inicios de julio con la activista Yulia Tsvetkova que publicó tres ilustraciones que le valieron una multa de 75.000 rublos (unos USD 1.100). Las ilustraciones mostraban dos muñecas rusas tomadas de la mano debajo de un arco iris; otra ilustración de la famosa catedral de San Basilio de Moscú con las letras LGTB; y un dibujo de dos familias homosexuales sonrientes con niños,con el mensaje: “La familia es donde está el amor”.

rusia proyecto x