En conversación con El Diario de Cooperativa, el director del Servicio Civil, Alejandro Weber, adelantó los resultados de la Primera Encuesta Nacional de Funcionarios Públicos. En ella reveló un dato preocupante, ya que uno de cada tres empleados públicos admitió haber llegado a su trabajo en el Estados gracias a “pituto”.

El sondeo recogió la opinión y respuestas de 21.443 trabajadores de 65 instituciones estatales. Esta es la primera vez que se realiza un sondeo con los empleados públicos. «El vaso medio vacío nos muestra que cerca de un tercio de los funcionarios que contestaron la encuesta -y que es bastante representativa de lo que ocurre en el sector público en general- dice que ingresó al Estado por ‘pituto’«, señaló Alejandro Weber.

Te puede interesar: Sin organizaciones civiles: Franja de Plebiscito solo admitirá partidos políticos

Por “pituto” se entienden los “vínculos con familiares, políticos o amigos que le permitieron ingresar al Estado”. Weber señala que desglosando la cifra, de las personas que entraron hace 20 o 25 años, un 45% admite que ingreso por “pituto” a su trabajo. Mientras que de los empleados que ingresaron en los últimos cinco años, solo un 10 o 15% admite haber entrado por ayuda de terceros.

«Cerca del 91% de los funcionarios encuestados dice que está orgulloso del trabajo que realiza y tiene una vocación de servicio público claramente señalada. Eso es una base muy sólida para poder construir otro tipo de políticas hacia delante», dijo Alejandro Weber sobre el sondeo.

“Contralorito”, la mascota de la Contraloría General, no tardó en publicar algo al respecto de los “pitutos” en el sistema público. Precisó que gracias a los concursos públicos, ahora es mucho más fácil fiscalizar estas prácticas de nepotismo.

Te puede interesar: Eliodoro Yañez tendrá una nueva ciclovía que se extenderá desde Tobalaba hasta Avenida Providencia