Noticias

Winona Ryder en la controversia por ser rostro de Marc Jacobs: Los tildan de "sexistas" y "vulgares"

La marca de lujo Marc Jacobs publicó una nueva campaña publicitaria donde Winona Ryder de Stranger Things es el rostro principal.

winona ryder marc jacobs
Getty Images

Tras el estreno de la temporada 4 de Stranger Things, la actriz Winona Ryder volvió a estar en la cima de la popularidad por su personaje como Joyce Byers, sin embargo, recientemente fue parte de una campaña para la marca de lujo Marc Jacobs. Razón por la cual fue altamente criticada por el contenido de esta publicidad.

¿Por qué están criticando la campaña publicitaria de Winona Ryder con Marc Jacobs?

Esta semana, la firma estadounidense Marc Jacobs publicó una campaña en la que la actriz Winona Ryder fue la imagen principal.

En un registro difundido en Instagram, aparece usando un vestido negro de escote profundo. Mientras sostiene una cartera Glam Shot de color verde.

Sin embargo, Winona Ryder y la marca en sí recibieron grandes críticas. Ya que en el video, la artista bebe un vaso de leche, lo cual derrama sobre el atuendo y su cuerpo mientras la cámara hace un plano hacia sus pechos.

Fue así como, apenas publicado el registro, usuarios de redes sociales comenzaron a mostrar su descontento. Recibiendo comentarios en los que se les califica de "sexistas" y "anticuados".

"¿En serio? ¿Por qué tan sexista? Pueden hacerlo mejor, estoy seguro", dijo un usuario. En tanto, otro dijo que la publicidad parecía: "Realmente anticuada. Tan decepcionante, Marc Jacobs".

"¿Cuál es el punto? (A un producto de) Marc Jacobs se le puede limpiar muy fácilmente o es taaaan barato que puedes derramarle lo que sea encima?", dijo otro. Y en otro mensaje se leía: "¿En serio? El anuncio más cliché y sexista… tan poco original y anticuado".

Cabe recordar que Winona Ryder tiene una curiosa historia con la marca Marc Jacobs. Ya que en diciembre de 2001 se dio a conocer un video donde se le vio robando en una tienda de lujo en Beverly Hills, Los Ángeles, California (Estados Unidos).

De allí se llevó un suéter de la marca avaluado en 750 dólares de ese entonces.

Esto llevó a que a la actriz la condenaran a tres años de libertad condicional, varias horas de servicio comunitario y una multa. Sin embargo, la marca utilizó este robo como una estrategia de marketing.

Dos años después la contactarían para protagonizar la campaña de primavera de 2003 de Marc Jacobs. Convirtiéndose en varias ocasiones como rostro de varios productos.