El mundo de la música nacional está de luto tras anunciarse el fallecimiento del conocido ‘Rey del Twist’. Sin embargo, la partida de Luis Dimas también generó que muchos recordaran algunos de sus momentos más célebres y que lo convirtieron en un verdadero ícono de la cultura pop chilena.  

Este fue el tema del más reciente capítulo de Un País Generoso, donde Ivan Guerrero y Werne Núñez conversaron sobre el impacto del artista de la Nueva Ola. Para esto, contaron con la presencia del profesor Ricardo Martínez, autor del libro Clásicos AM, quien entregó su análisis sobre la figura de Luis Dimas.  

Los momentos que marcaron a Luis Dimas

Altos y bajos fueron los momentos de la vida de Luis Dimas. Así lo reveló Martínez a UPG, quien recordó los momentos de estrellato del artista, como también esos oscuros lugares por los que pasó. Fue en la década de los sesenta cuando aterrizó en la escena, grabando su primer disco cuando tenía solo 18 años. 

«Tuvo su momento de esplendor en los sesenta», señala Martínez, recordando su impacto con la llegada de la Nueva Ola Chilena. Sin embargo, una vez que el twist pasó de moda y Chile recibía de regreso al folclore, así como el rock internacional, su fama terminó siendo eclipsada. 

Tras esto, Luis Dimas revivió su carrera en Argentina y Perú, participando de importante programas de televisión donde se posicionó como rostro. Pero tras esto, viajó a Canadá donde vivió algunos de sus momentos más oscuros, aunque a Chile regresó contando historias de glamour, con supuestas colaboraciones con Frank Sinatra y show en Las Vegas.  

«Yo tengo un dato que no he podido confirmar. Para el 84′, cuando Luis Dimas regresó a Chile, Don Francisco lo encaró y él confesó con lágrimas que su vida había sido mucho menos glamourosa. Efectivamente es un periodo bastante opaco», confirma Martínez sobre este periodo donde Luis Dimas contó estas increíbles historias que no eran realmente ciertas.

Takilleitor

Pero como todo en Chile es cíclico, Luis Dimas tuvo nuevos momentos de éxito y logró recuperar su carrera. Su música fue parte de la popular teleserie, Estúpido Cupido, su regreso a los escenarios, encabezó el Festival de Viña y lanzó su propia película: Takilleitorun filme destruido por audiencias y críticos pero que hoy es una obra de culto. 

Pero lo que realmente destacó a Luis Dimas fue su constante energía y entrega en los espectáculos en vivo. Quien lo haya visto en concierto, recordará que el artista no era tímido en alargar sus conciertos, donde podía terminar sudando y cansado, pero entregaba todo a la audiencia.