Si eres fan de Felipe Avello ya sabes de lo que estamos hablando. En 2018 el comediante se presentó sobre el escenario del Festival del Huaso de Olmué, y en determinado momento de su rutina lo escuchamos gritar «están matando a un hueón«. Risas iban y risas venían, y hasta el día de hoy la gente bromea con esto. Pero lo que muchos no saben es la relación entre el chiste y el día de hoy, 9 de noviembre. Si quieres enterarte de todo, estás en el lugar correcto.

El origen de una frase

Antes de que Felipe Avello se consolidara como comediante, y antes de que conociéramos a la televisión actual, los ídolos eran otros. Zalo Reyes, conocido como El Gorrión de Conchalí, era el rey de la balada romántica y cebollenta. Su hit «Con una lágrima en la garganta» trascendió desde 1982 hasta la fecha y hasta el día de hoy la podemos escuchar en las radios.

Su popularidad fue tanta pero tanta que consiguió armar un fans club enorme y además sumar imitadores. Uno de ellos es Carlos Caro, quien se le parece muchísimo en su voz y en el show que entrega. Sin embargo, el vínculo entre el original y el doble es complicada, y en un encuentro muy confuso entre ambos quedó registrado para el programa Cara y Sello de Mega, a principios del 2000.

En el episodio donde siguen a los dos artistas ellos discuten, y Carlos Caro, ofendido, le dice a Zalo Reyes que está muy molesto porque le preparó una torta y se la llevó, pero no la quisieron recibir. El Gorrión, enojado, le responde que no fue posible porque en ese momento estaba viviendo una emergencia y estaban matando a una persona. Eso sí, con otras palabras, y la situación le pareció tan cómica a Felipe Avello que la tomó prestada para su rutina en Olmué.

¿Y la efeméride nacional?

Dejando de lado este y otros extraños momentos de Zalo Reyes, como cuando estaba buscando a su perrito o cuando se refirió al Festival de Viña,  o al consumo de drogas duras, el artista tiene otro hit musical. Estamos hablando de «Un ramito de violetas«, que habla sobre una solitaria mujer y su admirador secreto, que cada 9 de noviembre le enviaba ese regalo.

Originalmente compuesta por la artista española Cecilia y estrenada en 1974, la versión del Gorrión en 1985 se quedó para siempre en la memoria chilena. Carlos Caro luego probó suerte en programadas de imitadores, donde levantó más polémicas y Felipe Avello es el regalón del stand-up nacional. Y hoy este es el himno de cada 9 de noviembre y no versión que le supere.