Cada vez que el calendario marca Martes 13, las redes se llenan de comentarios en torno a la supuesta mala suerte que acarrea este día. Y es que múltiples países y culturas heredaron la creencia de que esta fecha está marcada por sucesos negativos. Sin embargo, pocos conocen su origen y la significancia original de este día. 

¿Cómo se originó la creencia tras el Martes 13?

Es difícil identificar un solo origen de las creencias en torno al Martes 13. Y es que son múltiples culturas que ven este número como un negativo o cargado por la «mala suerte», debido a sucesos que coincidieron con la fecha.

En la mitología romana, Marte era el Dios de la guerra, caracterizado por su color rojo, que representaba la sangre, la violencia y la destrucción. Mientras que para los griegos, esta fue la fecha en que nació el titan Tifón, que se atrevió a escalar hasta el cielo.

El 13 es también un número que múltiples culturas asocian a la mala suerte, debido a coincidencias relacionadas. Por ejemplo, en los escritos bíblicos, este aparece en múltiples relatos negativos. Por ejemplo, fue el apóstol 13, Judas, quien traicionó a Jesús, tras la famosos última cena. 

Así mismo, el capítulo 13 de Apocalipsis es el que relata los sucesos más desastrosos, relacionados con el Anticristo y la Bestia. Este número también se repite en el Tarot, las culturas nórdicas, egipcias, escandinavas, entre otras.

¿Qué no hacer en esta fecha?

El lema conocido en torno al Martes 13 es el de «no te cases, ni te embarques». Esto referencia a evitar hacer importantes compromisos debidos a la supuesta carga negativa que trae esta fecha. Por esto, múltiples personas evitan hacer ciertas actividades que son asociadas con la mala suerte.

No comprometerse, viajar o incluso salir de la casa para los más supersticiosos, son algunas de las actividades que se suelen evitar un Martes 13. Además, están las clásicas, como no derramar sal, cruzarse con un gato negro, pasar bajo una escalera, romper un espejo, entre otras.

Sin embargo, cabe recordar que no existe ningún sustento científico en torno al Martes 13. Por esto, se deben tomar estas creencias con alturas de miras y no siempre creer que la mala suerte abunda durante este día.