Este 15 de abril, el Ministerio de Salud informó que ya se vacunó al 50% de la población chilena objetiva, con más de 7 millones que ya comenzaron el proceso. Sin embargo, ya se discute en torno al futuro de la inoculación y la posibilidad de necesitar una tercera dosis. 

Cabe recordar que las vacunas aprobadas en Chile, Pfizer, Sinovac, AstraZeneca, se realizan a través de dos dosis. Sin embargo, recientemente se aprobó el uso de emergencia de CanSino, que solo necesitaría de una aplicación.

Pero en el caso de Pfizer, esto podría cambiar en el futuro. Y es que, según señaló el propio director ejecutivo de esta, Albert Bourla, no se descarta el necesitar una tercera dosis de esta vacuna en los próximos meses seis meses. 

¿Se necesitará una tercera dosis?

Una de las preocupaciones de las autoridades en torno al avance de la pandemia, tiene relación con el descubrimiento de nuevas cepas de contagio. Una de estas, la B.1.351, ha resultado ser un desafío para las vacunas actuales.  

Sin embargo, la de Pfizer tiene un alto índice de efectividad en contra de los síntomas de la nueva cepa. Pero teniendo en cuenta estos antecedentes, se podría necesitar una tercera dosis para asegurar el verdadero funcionamiento de la inoculación.

«Si me preguntas, creo que habrá una necesidad, según estos datos, de revacunaciones«, aseguró el director ejecutivo de Pfizer, Albert Bourla. Sin embargo, aseguró que, aunque la protección disminuya con el tiempo, «aun en seis meses sigue siendo extremadamente alta». 

Según Bourla, se necesita aun tiempo para analizar el efecto que tendrá la vacuna con el paso del tiempo. Así, en caso de necesitarse una tercera dosis, esta se debería aplicar entre los próximos seis a doce meses. Con esto, hizo un llamado a cuidarse y confiar en las vacunas. «En las pandemias, estás tan protegido como tu vecino», finalizó.