Este martes, el Gobierno de Japón tomó una controvertida decisión con respecto al agua contaminada que se almacena en la central nuclear accidentada de Fukushima. Anunció que la verterá al océano Pacífico, luego de haberla tratado para retirarle la mayor parte de los elementos radioactivos.

¿Por qué el Gobierno de Japón tomó esta decisión?

Esta medida tiene el objetivo de resolver la acumulación de agua radioactiva en las instalaciones nucleares de Daiichi. Este es uno de los problemas más complejos dentro del proceso de desmantelamiento de la planta que quedó dañada tras el terremoto y tsunami del 2011.

japón fukushima

La determinación con respecto al agua contaminada de Fukushima la tomó el primer ministro de Japón, Yoshihide Suga, en medio de una reunión junto con su gabinete de Gobierno, y luego de haberle consultado a la operadora de la planta, Tokyo Electric Power. Esto último, junto con el regulador nuclear nipón, el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), las autoridades locales de Fukushima, y otras.

Este vertido controlado de agua procedente de la central fue la medida que se eligió desde principios del año pasado por las autoridades niponas. Esto, al considerarla como la más viable entre otras opciones más complejas.

Pescadores preocupados por la decisión de verter agua contaminada de Fukushima al océano

Esta decisión que tomó Japón había sufrido un retraso tras la oposición del Gobierno de Fukushima y de las asociaciones de pescadores locales, quienes consideran que este vertido en el océano podría perjudicar todavía más sus actividades económicas. Estas fueron severamente afectadas tras el accidente nuclear de 2011.

japón fukushima

Pese a ello, las autoridades sostienen que este vertido en el océano no va a generar riesgos para la salud humana. Esto, ya que los niveles de tritio que serán liberados al mar van a estar debajo de los estándares sanitarios nacionales. También, al mezclarse con agua marina y ser una práctica habitual en la industria nuclear de otros países.

El largo debate sobre cómo deshacerse del agua contaminada tras el desastre en Fukushima

Esta decisión del Gobierno de Japón pone fin a siete años de debate sobre cómo deshacerse del agua de lluvia, de las napas subterráneas o de las inyecciones necesarias para enfriar los núcleos de los reactores nucleares que entraron en fusión luego del tsunami.

fukushima japón

Actualmente, existen alrededor de 1,25 millones de toneladas de agua contaminada del desastre de Fukushima, las cuales están almacenadas en más de mil cisternas cerca de la central nuclear. Esto, al lado noreste de Japón.

Pese a que el agua que se arrojará al océano en esta operación (que llevará años) se ha filtrado varias veces para eliminar la mayoría de las sustancias radioactivas (radionucleidos), no se ha podido eliminar el tritio, ya que con las técnicas actuales no es posible aún.