Recientemente se dio a conocer un estudio realizado por científicos chilenos y publicado en la Revista Science. Estudio en el cual se da cuenta que los contagio y muertes por coronavirus están ampliamente determinados por la situación socioeconómica.

Santiago fue la ciudad estudiada por los científicos Gonzalo E. Mena, Pamela P. Martínez, Ayesha S. Mahmud, Pablo A. Marquet, Caroline O. Buckee y Mauricio Santillana.

¿Realmente el nivel socioeconómico afecta?

A raíz del estudio que entrego datos de gran importancia para observar como afecta el coronavirus a los diferentes habitantes de la capital. Conversamos con el Doctor en Biología Celular y Molecular, bioquímico y escritor Gabriel León en la última edición de Un País Generoso.

El columnista científico del programa de la radio Rock & Pop afirmó que es un estudio que vuelve a afirmar que el acceso a la salud está marcado por el nivel socioeconómico. «El mejor indicador de cuanto y que tan bien va a vivir una persona, es cuanto dinero tiene. Desconocerlo no tiene mucho sentido», explicó.


León comentó que el Ministro de Salud, Enrique Paris, en septiembre del año pasado afirmaba que no había una relación entre letalidad y pobreza, a lo que meses después cambiaria de opinión. «En algunos meses el ministro cambio de idea, primero se desmarcó, pero luego acepto, reconoció que era un problema de años«.

El bioquímico comentó que lo importante de estos estudios es ver como una pandemia se mueve de la mano con el factor socioeconómico. «Desarrollaron modelos matemáticos nuevos para determinar como se movió el virus, la incidencia y mortalidad en Santiago«, explicó León.

Gabriel Leon
Gabriel León

¿Cómo se realizo el estudio?

El estudio utilizó datos de movilidad de las personas principalmente tomados de Facebook Data For Good, donde se entregan datos anónimos tomados de diversos dispositivos para observar como se mueven las personas dentro de una determinada ciudad o espacio. Además de datos del Ministerio de Desarrollo social, con los cuales se pudo establecer el nivel socioeconómico de cada comuna.

«La movilidad se redujo más en comunas pobres que en comunas ricas«, afirmó el autor de Ciencia Pop. Para el bioquímico esto se debe a que las personas de un nivel socioeconómico más alto normalmente tienen trabajos que se pueden realizar de manera telemática. A diferencia de las personas con un nivel socioeconómico más bajo las cuales cuentan con empleos que no pueden ser realizados por teletrabajo.

Teletrabajo 1 1

León además explicó que las ayudas estatales al ser insuficientes generaron que las personas tuvieran que salir de sus casas para poder tener ingresos.

«(El virus) se estudió menos en los sectores con estratos socioeconómicos más bajos. Hubo menos test, además de una tardanza en los resultados«, comentó el Doctor en Biología Celular y Molecular. Debido a esto muchas personas murieron sin saber que estaban contagiadas o al no llegar a tiempo estos resultados seguían contagiando.

 

Una ciudad segregada y con poco acceso a la salud

El acceso a un sistema de salud adecuado sería una de las causas que generarían esta situación. Debido principalmente a los costos del acceso a la misma. «La persona va a ir cuando esté segura de que tiene algo, porque es casi un lujo ir al médico«, comentó León.

El estudio parte con la primera semana de marzo y estudia hasta septiembre del año pasado, lo que fue uno de los momentos más críticos de la pandemia en nuestro país. 

Segregacion_urbana

«Hay una ciudad totalmente segregada socioeconómicamente, en unión con una segregación geográfica», afirmó el bioquímico. Gracias al estudio se puede tener constancia de como esta segregación urbana, genera un impacto en la salud de los habitantes de una ciudad.

Finalmente León afirmó que las personas de un nivel socioeconómico más bajo tienen más probabilidad de tener comorbilidades. Esto debido al menor acceso a la salud que estas tienen, aumentando así más la probabilidad de muerte por COVID-19.