La quercetina es un compuesto natural, presente en frutas y verduras como la cebolla, las manzanas, el brócoli y las uvas, que podría convertirse en un útil fármaco para combatir los efectos del Covid-19. El descubrimiento de la efectividad de este flavoinoide, proviene de un proyecto de investigación realizado entre marzo y junio, en la Universidad de Zaragoza, que acaba de ser publicado.

Te puede interesar: ¿Cuáles son los requisitos para los voluntarios de la vacuna de la UC?

La investigación estuvo liderada por Adrián Velázquez, quien ha realizado otros proyectos científicos relacionados con el sida y el SARS en Estados Unidos (1998-2003), y fue publicada en la prestigiosa revista International Journal of Biological Macromolecules. Su objetivo principal era encontrar fármacos que tuvieran una efectividad rápida y ágil frente al virus SARS-cov-2. En concreto: compuestos que inhibieran la actividad de dos proteínas viriles, la 3CLpro y la PLpro, que son esenciales para el coronavirus.

quercetina en cebolla covid19

¿Cuáles fueron los resultados?

El hallazgo más sorprendente fue que la quercetina, presente de manera natural en frutas y verduras, actuó como un inhibidor potente de la enzima viral 3CLpro, en pruebas de laboratorio. Por lo tanto, si se llegase a comprobar la misma efectividad en seres vivos, podría representar un punto de partida apropiado para futuros fármacos.

La quercetina fue uno, pero no el único compuesto con actividad biológica capaz de actuar en la misma proteína, por lo que se están realizando los ensayos necesarios para confirmar aquellos resultados.

De acuerdo a lo publicado por El Mercurio de Valparaíso, el líder de la investigación asegura que los ensayos clínicos actuales conducirán a terapias antivirales efectivas para aplicación en clínica a corto plazo. No obstante, a largo plazo será necesario contar con un arsenal de fármacos que minimicen la posibilidad de aparición de resistencia a fármacos, debido al propio tratamiento terapéutico, o a la probable evolución natural del virus.