Según la organización de Coachella, durante el 2018 se notificó una conducta sexual inapropiada generalizada en el festival. Por lo que, con vistas a la versión de este año, Coachella lanzó el programa Every One. El cual busca proteger de cualquier tipo de agresión a las personas sin importar el sexo, género, orientación sexual, raza, religión, etc.

Además, se anuncia que habrán «embajadores de seguridad» para socorrer a cualquier persona en situación de riesgo. Junto con ello, baños para hombres, mujeres, trans, y un logo especial en lugares donde habrá información sobre la iniciativa. Así mismo, Coachella ha hecho indicaciones para el comportamiento de los asistentes al evento. 

coachella

Quienes no respeten la normativa, Coachella ya informó que la policía será informada de los incidentes y que la pulsera de ingreso de algún agresor, será revocada sin apelación.

Te podría interesar:  Esperando a Juan Gabriel: Otros músicos que “fingieron” su muerte