Los seúdonimos y alias son típicos de los músicos. Por ejemplo, Slash se llama Saul Hudson y Buddy Richard se llama Ricardo Toro. Pero que una banda se cambie el nombre de sorpresa, ya consagrados con una identidad, es muy extraño. Pese a ello, no son pocas las agrupaciones que lo han hecho. Aquí te traemos algunos curiosos ejemplos de esto:

Los Unidades (Coldplay)

El año pasado la discográfica Parlophone, el sello de Coldplay, anunció un contrato con una nueva banda llamada Los Unidades. Los cuales aparecían de incógnito en una foto publicitaria, pero dejaban la duda de que podían ser Chris Martin y compañía. Cuando sacaron su EP, Global Citizen, el misterio no aguantó más y todo quedó al descubierto: Los Unidades son Coldplay.

Foxboro Hot Tubs(Green Day)

Esto es un proyecto paralelo de Green Day, donde claro, participa todo Green Day. A ellos se les suma Kevin Preston, de la banda Prima Donna. El grupo vuelve a sus raíces más punk, con este nombre suelen realizar conciertos secretos y Billie Joe Armstrong usa el alias de Reverend Strychnine Twitch. Incluso ya sacaron un disco, Stop Drop and Roll!!!.

Bingo Hand Job (R.E.M.)

En el club londinense The Borderline, donde siempre hay tocatas y shows, suele haber un nombre en la cartelera musical: Bingo Hand Job. Seguramente no te han de sonar mucho, sin embargo, su otro nombre quizá te suene más. Simple, son solamente tres letras: R.E.M.

Passengers (U2)

¿Qué pasa si mezclas a Brian y a U2 en una banda? El resultado es Passengers, grupo cuyo único disco es de lo más conceptual que puedes encontrar, Original Soundtracks 1, que crea bandas sonoras para películas imaginarias. Lo particular no se queda ahí, en sus canciones llegó a colaborar el tenor Luciano Pavarotti. 

The Death Ramps (Arctic Monkeys)

Alex Turner es una persona de muchos proyectos, además de Arctic Monkeys y The Last Shadow Puppets está The Death Ramps. Ahí está todo el equipo de los Arctic pero además se unen  Miles Kane y Richard Hawley. El producto musical de este álter ego de Artic Monkeys son los lado-B de sus canciones como Teddy Picker.

 The Holy Shits! (Foo Fighters)

Si un día te cruzas con Dave Grohl y le ofreces tocar en un lugar muy reservado y tranquilo puede que termine llevando a los Holy Shits!, quienes para tu fortuna no son nadie más ni nada menos que los Foo Fighters. Una forma de no llamar la atención cuando el grupo solamente anda con ganas de rockear.

S.P.O.T.S. (Sex Pistols)

En los ’70 en muchos lugares comenzaron a prohibir que los Sex Pistols hicieran conciertos. Todo por la amenaza que representaba el punk para la sociedad. Para escapar de la persecución, Johnny Rotten ideó un plan: Sex Pistols On Tour Secretly (S.P.O.T.S,). Entonces, de manera incógnita, fueron visitando bares y escenarios derrochando punk.

Te podría interesar: Volví Señor Stark: Lanzan primer tráiler de Spider-Man: Far From Home