Hoy en Un País Generoso conversamos junto a Gabriel León por primera vez de manera presencial en el estudio después de 13 meses. La ciencia pop tuvo su gran final de temporada como corresponde, ya que hicimos un recuento de los mejores momentos del año.

Según Gabriel, el año comienza en marzo. “No nos engañemos. Enero es el carrete, en febrero se descansa y se pasa la caña. En marzo empieza el año”. Por eso, nuestro recuento viene como Iván Guerrero desde México: con delay

Gran vacunación en Chile

Para Gabriel León, la campaña de vacunación chile fue uno de los grandes puntos a destacar, ya que tal como nos dice, “fue uno de los primeros lugares en mundo en comenzar a vacunar”. Llegaron oficialmente un 24 de diciembre del 2020 como regalito de navidad, y puede ser el hito más positivo en la administración del gobierno actual.

Pero esto no fue todo, ya que, para Gabriel, otro de los pilares fundamentales del gran manejo de la vacunación, fue el Programa Nacional de Inmunizaciones. Este factor no es nuevo, ya que es el organismo encargado de llevar a cabo las vacunaciones de todo el país hace décadas.

Sin embargo, nuestro gran amigo nos dice que es de vital importancia que se vacune al resto del mundo con menor posibilidad de conseguir la inoculación total. Es bien sabido que, en ese tipo de lugares, es donde aparecen las nuevas variantes.

Ómicron fue otro gran caso en el año, y un dato que nos entrega León es que “el virus que empezó con la pandemia ya no existe. Ómicron ha desplazado casi la totalidad de Delta». Además, nos avisa que, si bien existe una buena estimación sobre cuales serían la cantidad de casos que enfrentaremos, está por verse la capacidad hospitalaria de las camas UCI.

Ig Nobel: El sueño de Gabriel León

Un segundo gran tema fue la entrega de los Ig Nobel. Para refrescar la memoria: Se trata de unos premios científicos cuyo objetivo primordial es hacer reír, para después llamar a la reflexión. El evento no comienza sino después de la ceremonia de «lanzamiento de avioncitos de papel». Además, los discursos ganadores deben durar solamente 10 segundos.

Mi sueño es recibir un Ig Nobel” comenta Gabriel León. Y lo intentó, con una investigación sobre la pelusa que se produce en el ombligo. Para su mala fortuna, Un colega de otra radio en Australia se le adelantó, y creó muestras con los residuos encontrados.

La conclusión fue que mientras mayor sea el radio de la panza de una persona, mayor contacto tendrá ésta con la vestimenta, haciendo que pequeños vestigios se depositen en el ombligo.

Chile tiene en su haber un par de ganadores. Un investigador de la Usach presentó al “Pollosaurio, mientras que otro expuso un estudio sobre cómo se arrugan las sábanas. Según nos explicó Gabriel León, se tratan de “aplicaciones prácticas que permiten entender aspectos fundamentales de la ciencia”.

Para los ganadores hay un premio millonario: $10 trillones de dólares… de Zimbabue. O sea, $1 dólar estadounidense. Esto por la tremenda devaluación que tiene el billete africano.

Comienza Terminator

Otro punto relevante para Gabriel León fue el caso del auge en la Inteligencia Artificial, y su impacto en los sistemas de salud. En un hospital de Estados Unidos (para variar) «una mujer llegó con un cuadro grave de endometriosis, la cual es tremendamente dolorosa«.

Su tratamiento requiere analgésicos potentes de tipo opioide. “Quedó internada, y después, de un momento a otro cambió la actitud de los médicos. Se volvieron pesados y agresivos. Le dijeron que se fuera del hospital” nos explicó Gabriel.

Obviamente, la paciente desconcertada les pidió que le explicaran qué estaba pasando. Resulta que en Estados Unidos existe un registro de compradores de “drogas” o medicamentos fuertes. Cuando en el hospital ingresaron su ficha, notaron que ya había comprado opioides anteriormente, por lo que creían que se trataba de una drogadicta que quería suministrarse.

Esto se hace en Norteamérica para controlar el riesgo de adicción. Sin embargo, había un vacío. El perro de la paciente tenía un problema que le exigía comprar este tipo de medicamentos, pero al ser un sistema al parecer unitario, en la red le contó como si fuesen para ella.

Todo esto gracias a la Inteligencia Artificial que opera en el primer mundo, que no fue capaz de ver la diferencia entre suministrarle drogas a un perro, y a un ser humano.

Esto y mucho más fue parte del final de temporada de la Ciencia Pop con Gabriel León. Un año bastante movido, que cierra en enero porque así es Rock & Pop. Recuerda que los episodios de Un País Generoso puedes encontrarlos en Spotify, por si quieres más de este tipo de historias.