«Aurora Musicalis» es el nombre de una nueva investigación científica que tomó como objeto de estudio los sonidos naturales de la Antártica.

Grabados en la Estación de Investigación Halley VI, los «sonidos» van acompañados de música de piano original, del compositor Kim Cunio de la Universidad Nacional de Australia. Todo esto, junto con imágenes de la artista-ingeniera, Diana Scarborough.

El lanzamiento del álbum es parte del proyecto en curso «Sounds of Space», una colaboración entre el científico, Nigel Meredith, de British Antarctic Survey (BAS) y los investigadores, Diana Scarborough y Kim Cunio.

En momentos de aislamiento social, Aurora Musicalis ofrece la oportunidad de escuchar profundamente la ecología acústica de este rincón de nuestro planeta…¡un panorama ideal para escuchar en momentos de cuarentena!

¿Cómo son los sonidos del espacio, los sonidos de Aurora Musicalis?

Estos «sonidos» son ondas de radio generadas por la actividad de rayos y tormentas geomagnéticas impulsadas por el Sol. Estas ondas naturales se encuentran en el extremo inferior del espectro de radio, por lo que no son audibles por el oído humano. Para convertirlas en una frecuencia audibles, los investigadores usaron un receptor de Muy Baja Frecuencia (VLF).

“Como un spin-off notable, estas ondas de radio se pueden convertir en sonidos audibles, revelando una serie de ruidos extraños y maravillosos conocidos como los «sonidos del espacio«, explicó el científico Nigel Meredith.

Los «sonidos» proporcionan una experiencia intensa de la vida del planeta. Estos incluyen sonidos terrestres como ‘esféricos‘, que son pulsos de los relámpagos, y los generados más lejos del planeta, como las ‘emisiones de coro’, que en realidad son electrones que ingresan a la magnetosfera durante las tormentas geomagnéticas. Esto último, aunque no lo creas, puede parecerse al gorjeo de las aves.

¡Escucha el álbum completo aquí! 

Te puede interesar: Astrónomos obtienen impactante imagen de Júpiter