El boxeador y campeón mundial de boxeo, Floyd Mayweather, no es de las personas que ocultan su dinero. Es de los que lo ostentan y mucho. Sobre todo en sus redes sociales.

En su última aparición en el cuadrilátero frente a Connor McGregor, obtuvo el récord de 50 peleas ganadas y ninguna perdida, además de un premio de 100 millones de dólares.

Tras su victoria el púgil ha decidido comprar una mansión en Beverly Hills, Los Ángeles, California, que le ha costado 25 millones de dólares. Su nuevo hogar tiene grandes salones que ha mostrado en su cuenta de Instagram.

«Agarrando algunos bocados antes de mirar Sportscenter en mi sala de películas de Beverly Hills Palace, que tiene una capacidad para 50 personas», escribió Money en su cuenta de Instagram.

El ex deportista posee un extenso candy bar, donde puede elegir cualquier tipo de golosina o snack.

Pero eso no es todo, el boxeador también tiene un cine donde pueden caber 50 personas fácilmente y una bodega donde puede escoger todos los vinos que él desee.

También lució una pieza donde tiene todos los cinturones ganados en 21 años de carrera que comenzaron en 1998, frente al mexicano Roberto Apodaca.

La mansión también posee amplios jardines y una piscina que cualquiera quisiera tener.