Tener noticias del ídolo Jorge Gonzalez siempre es bueno, aunque ahora haya declarado en una conversación que tuvo con su amiga y actriz Patricia Rivadeneira para The Clinic, que le carga ese apelativo. «No soy un ídolo, sino que al final soy un sirviente, lo que me honra mucho. Pongo lo mío al servicio de la comunidad, y eso es lo que hay que hacer, ser uno entre tantos. Por eso me molesta que me hicieran un ídolo. Porque yo, en verdad, soy más persona que personaje”.

Además, contó desde su casa en San Miguel a su entrañable compañera y miembro del colectivo «Las Cleopatras«, su reflexión tras el accidente cerebrovascular que le cambió la vida: «Yo me merecía algo malo, me tocaron demasiadas cosas buenas. Y el destino, en parte, lo hace uno, así es que estoy conforme con ello. “Todo está bien si termina bien”, decía el caballero Shakespeare, y creo que tiene razón. Aunque yo soy más Oscar Wilde que Shakespeare, me gusta esa manera de pensar. “Hope for the best and expect the worst”, me encanta ese dicho”.

Las fotos de la entrevista ayudaron a ser realizadas por los hermanos de Jorge, en una velada donde las reflexiones sobre el país, la música y su propio mito estuvieron presentes, además de adelantar que muy pronto se viene un disco de demos inéditos y una autobiografía.

Revisa la conversación de Patricia Rivadeneira con Jorge Gonzalez, acá:

 

A fondo con Jorge González: «No soy un ídolo sino un sirviente, lo que me honra mucho» – The Clinic Online