Por allá en 1999 y con la furia y popularidad de MTV, un video se repetía una y otra vez en la televisión. Estaba en «Los 10 + Pedidos», el «Top 20» y así en una larga lista de pedidos… «All The Small Things» era LA CANCIÓN que tenía a muchos pegados y el video que tenía las parodias de BSB, Christina Aguilera y Britney Spears.

No sólo fue el momento en que la banda llegó a los primeros lugares y se volvió mucho más famosa, sino que además conquistó muchos corazones a través de Travis Barker, Mark Hoppus… Y TOM DELONGE.

De ese guitarrista vuelto loco en cada show de Blink 182, con una necesidad de burlarse de todo y más encima mino, quedan pocas cosas… Obvio, si los años pasan y no en vano (oops, a todos nos va a pasar). Ya con 42 años, actualmente está dedicado a la investigación del espacio (you know…) Y en medio del financiamiento de To The Stars Academy of Arts & Science que busca explorar «el otro lado de la ciencia».

Según, Tom, «creemos que hay descubrimientos que podrían revolucionar la experiencia humana, pero sólo pueden ser alcanzados a través de un apoyo continuo para llegar a más investigación e innovación». Este proyecto ya cuenta con más de 2.000 inversionistas, y ojo, que no sólo apunta al área más científica porque también consideran publicar novelas y la creación de películas además de programas de televisión.

En estas dos décadas, además de estos últimos proyectos también ha pasado por otras etapas musicales: Cómo no recordar a Box Car Racer que nos dejó tan sólo un disco (carita triste para algunas).

O también la banda que daría paso decidido a la investigación del espacio, los OVNIS y otros mundos en 2005: Angels & Airwaves.

Ahora, para quienes han estado de cerca siguiendo la carrera de Tom DeLonge tiene más que claro que su obsesión con los extraterrestres viene de mucho antes (¿aló? ¿«Aliens Exist» deL Enema of the State y las ridículas declaraciones en una entrevista del segundo DVD de la banda? (sólo vean desde donde les dejé el comienzo hasta el minuto 10:40).

Pero entre todo este recorrido, no está demás en volver a pensar si Tom querrá volver a Blink-182… Algo que durante este año ha dejado en entredicho en algunas entrevistas pero que vemos bien lejano. De lo último que grabó con la banda, sin duda que se nota el intento por su parte de sumar algo de Angels & Airwaves… Y de Travis y Mark de ir por lo que les dejó el disco homónimo y la creación de +44 en 2006.

Pero no importa… Dentro de nuestro corazón, aún tenemos recuerdos de ese Tom DeLonge que revolucionó nuestras hormonas adolescentes y, que a pesar que ha cambiado, nos gustaría verlo en vivo con el resto de la banda (porque hay que asumir algo: ese trío NO FUNCIONA con Matt Skiba).