Durante años, Phil Mick (11), llegaba a su casa con golpes y rasguños. ¿El motivo? Era víctima de bullying debido a que sus compañeros lo molestaban por su peso. Su madre, Tammy Mick, tenía la constante angustia de no saber cómo ayudar a su hijo.

Sin embargo, todo cambió cuando ambos se dirigieron, en Navidad, a un evento de motociclistas en DeKalb, Indiana, que tenía como objetivo ayudar a las familias que no podía costear las celebraciones de fin de año. En la instancia conocieron a Brent Wartfield, quien se dedica a combatir el bullying en las escuelas.

Durante la cena, Tammy le explicó a Brent la situación por la que estaba pasando su hijo y este, sin dudarlo, le ofreció ayuda inmediatamente, pues se sintió identificado con la historia, ya que en su infancia también fue agredido por sus compañeros de clase.

Antes de entrar a clases, Brent llevó a Phil a comprarse ropa para cambiar su estilo totalmente y, al día siguiente, en compañía de sus 50 amigos motociclistas, tomó desayuno con Phil y su madre para partir de buena manera el nuevo año escolar.

De manera posterior, lo llevaron a la escuela, donde el director de la escuela aplaudió la iniciativa: «De pie contra el bullying. Necesitamos más cosas como estas. Y lo hicieron de un modo positivo», manifestó.

Y es que 50 motociclistas fueron a dejar a la escuela al pequeño, haciéndolo sentir como uno más de ellos. «Phil estaba en el cielo, no estaba incómodo o con miedo. Caminó con confianza. Este es un nuevo comienzo. Estaba muy feliz», señaló Brent.

espectaculos,ned,noticias
bpena
le-hicieron-bullying-por-anos-y-el-primer-dia-de-clases-recibio-una-inesperada-ayuda-de-50-motociclistas