La actriz Catherine Deneuve, famosa por su actuación en películas como «Indochina» y «El último metro», fue hospitalizada la noche de este martes en París tras sufrir un accidente cerebrovascular isquémico “muy leve” y está fuera de peligro.

Según el comunicado emitido por la empresa Artmedia, que representa a la actriz de 76 años, Catherine Deneuve tuvo una apoplejía “muy limitada y por lo tanto reversible«. «Afortunadamente no presenta ningún déficit motriz pero debe, por supuesto, tomarse un tiempo para descansar”, dice el texto.

Según el diario Le Parisien, ingresó en un centro de salud en París tras descomponerse durante el rodaje de su última película, De son vivant, de Emmanuelle Bercot, que se estaba grabando en la región parisina desde el mes pasado.

Te puede interesar: Las series y películas que abandonan Netflix este noviembre

La carga laboral de Catherine Deneuve

Para medios como BFMTV, lo que le ocurrió a Catherine Deneuve, un ícono indiscutible del cine mundial, fue provocado por una acumulación de cansancio debido a la apretada y sobrecargada agenda de la artista.

A pesar de sus 76 años ella no ha bajado el ritmo de sus rodajes y apariciones públicas. Terminó la grabación de una película e inmediatamente comenzó con la otra y además es rostro de  Yves-Saint Laurent, lo que implica estar presente en varios eventos.

A comienzos de septiembre, le preguntaron en Le Parisien sobre su cargada agenda cinematográfica, a lo que ella respondió: “O se hace cine, o no se hace”. Además, aseguró que el secreto de su energía está en los genes de su madre. “Se llama Renée. Cumplirá 108 años en 10 días. Mis hermanas y yo hemos salido a ella”, aseguró.

A pesar de eso claramente este problema de salud fue un llamado de atención para bajar el ritmo del trabajo.