Sensación tropical y de verano para que tatúes en tus oídos el coro «Siempre es viernes en mi corazón» y lo lleves a todas partes.