Desde hace ya varios años que la venta de discos de compacto ha disminuido considerablemente. Esto debido al fenómeno actual de la música vía streaming en plataformas como Spotify, Apple Music, etc.  A raíz de esto, Best Buy, una de las más grandes cadenas electrónicas de Estados Unidos, anunció ayer a Billboard que dejará de vender CDs en sus locales físicos.

La medida fue adoptada por los números rojos que estaba arrojando la baja venta de discos. Si durante el año 2001 llegó a generar unos 800 millones de dólares, el 2017 solo produjo ganancias de 89 millones.

Por su lado, Target, otro de los grandes en venta de Norteamérica, está presionando a las compañías discográficas para que firmen acuerdos de consignación, los cuales exigen a los sellos que estos vuelvan a comprar cualquier inventario no vendido. Con respecto a esta propuesta, Billboard afirmó que una disquera importante ya rechazó las demandas de Target, mientras que otras dos permanecen indecisas.

También te puede interesar: «Todos los récords que Drake rompió con su nuevo disco Scorpion» .